Aplicaciones del Doppler de extremidades inferiores

En este articulo hablaremos de la aplicacion del Doppler arterial de extremidades inferiores & Doppler venoso de extremidades inferiores

Doppler arterial de extremidades inferiores

La exploración debe realizarse en una habitación adecuada con el paciente en decúbito supino. Colocamos la sonda doppler en los distintos segmentos arteriales, donde son accesibles las arterias (donde se palpan los pulsos). Para la exploración de la arteria femoral se coloca la sonda doppler en la zona media del ligamento inguinal.

Marcando una línea imaginaria que una la sínfisis del pubis con la espina ilíaca antero-superior, en la zona media de esta línea imaginaria.

Para la arteria poplítea se flexiona ligeramente la rodilla, colocando la sonda en el hueco poplíteo. Hay que realizar movimientos ligeros hasta detectar señal audible. La exploración de la arteria tibial posterior se coloca la sonda doppler detrás del maléolo interno. Y para la arteria tibial anterior, en el dorso del pie en el espacio entre el primer y segundo metatarso

Posteriormente realizaremos un análisis del Contorno de la onda de pulso. La onda de pulso se caracteriza por tres componentes cada ciclo cardíaco (respuesta trifásica).

El primer componente es una señal fuerte, de frecuencia alta en sentido de avance y corresponde a la sístole, seguidamente aparece un periodo corto de flujo inverso, y una pequeña onda de flujo positivo en la diástole tardía.

La respuesta trifásica puede analizarse cualitativamente escuchando la señal audible, aunque la representación gráfica de la onda de velocidad permite un estudio más objetivo.

Distalmente a una obstrucción o una estenosis de alto grado, la respuesta trifásica se pierde, la onda se hace monofásica (Figura 6), y se caracteriza por un pico de velocidad romo, ausencia del componente de reflujo y pendientes ascendente y descendente más lentas. La ausencia de detección de flujo indica una lesión arterial de grado severo o trombosis arterial.

Suscribirte a nuestro newsletter para ser el primer informado

Doppler venoso de extremidades inferiores

La exploración doppler en reposo se debe realizar en una habitación con calefacción adecuada.

El paciente colocado en decúbito supino, excepto para la exploración de la vena poplítea, que es preferible el paciente en decúbito prono, con ligera flexión de la rodilla. Se emplea bipedestación para explorar las varices, para determinar la competencia e incompetencia de cayado de safena interna y externa [8].

La sonda doppler se aplica sucesivamente en la vena femoral común, cayado de vena safena interna, vena femoral superficial, intentando localizar el comienzo de la vena femoral profunda, poplítea, cayado de vena safena externa, tibial posterior y los puntos de emergencia de las principales perforantes. La localización de la arteria correspondiente facilita la de la vena.

El flujo venoso es espontáneo y fásico con los movimientos respiratorios, se observa en un individuo normal en vena ilíaca, femoral, y también por lo general en vena poplítea. No siempre es audible en vena tibial posterior. Durante la inspiración desciende el diafragma, aumenta la presión intraabdomnal y disminuye la onda venosa o desaparece totalmente, mientras que se incrementa en espiración.

Se pueden realizar maniobras de provocación, como la compresión manual de las masas musculares. Cuando se realiza esta compresión por debajo de la sonda doppler, aumenta el flujo venoso, lo cual confirma la permeabilidad de la vena explorada.

compresión de la masa muscular por encima de la sonda no aumenta el flujo venoso cuando las válvulas venosas están indemnes.

Otra maniobra que se puede realizar en la exploración venosa con doppler es la maniobra de valsalva; con el aumento de la presión intraabdominal en condiciones de normalidad desaparece el flujo venoso. Si existe una incompetencia valvular aparece un flujo retrogrado patológico. Siendo un reflujo superior a un segundo para la vena femoral o poplítea y superior a 0,5 segundos para el cayado de safena interna necesarios para diagnosticar insuficiencia venosa.

Diagnóstico de Trombosis venosa profunda con doppler: las señales doppler desaparecen cuando se obstruye por completo una vena. La suplencia del retorno venoso, garantizada por las venas próximas se traduce por un flujo patológico continuo, de mayor frecuencia, en el que las maniobras respiratorias influyen muy poco o nada.

La ausencia del flujo fásico tiene un 92% de sensibilidad en el diagnóstico de TVP en un segmento proximal. Esto no se puede aplicar a la venas por debajo de la rodilla, pues en la vena poplítea y venas distales la ausencia de flujo doppler no es significativo de TVP.

Accede al libro de Patologia Vascular para mas informacion


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *